Los salvadoreños merecen un trato digno y de calidad, sobre todo, cuando están enfermos, que es cuando se encuentran en un mayor grado de vulnerabilidad.

La atención que reciben en la red pública de salud debe ser:

  1. A tiempo.
  2. Con un trato digno.
  3. Efectivo.

Pero la realidad actual, es muy diferente. En el sistema actual, los pacientes pierden días enteros para pasar una consulta y son, en muchas ocasiones, atendidos por un personal de salud que se siente frustrado por no contar con las condiciones apropiadas para prestar sus servicios de forma adecuada.

Pronto Salud es un plan dirigido a reducir el tiempo que los pacientes tienen que esperar para recibir atención en la red pública de salud tanto en el primer nivel de atención, como en especialidades, sub-especialidades y cirugías electivas de todo el país.

Nuestro objetivo es mejorar sustancialmente los servicios de salud y reducir la morbilidad y mortalidad de los pacientes.

Con Pronto Salud, las cirugías que esperaban hasta un año se acortarán a un mes, hasta un máximo de dos meses de espera. El tiempo de espera para una consulta de especialidad y sub-especialidad, que tarda entre seis a ocho meses, se reducirá a un mes. En las unidades de salud, los tiempos de espera para consulta que son de cuatro a seis horas bajarán a una hora máximo.

El problema: una mala gestión del recurso humano y los quirófanos.

Recurso Humano: La mayor cantidad de espera en la consulta externa o citas médicas se han detectado en las diferentes sub-especilidades de la red hospitalaria pública. Esto se ha debido a diversos factores, como: la fuga de médicos causada por los contratos sin prestaciones de Ley, bajos salarios, y contratos con pocas horas para atender a los pacientes.

Quirófanos: Algunos de los quirófanos de nuestros hospitales son utilizados solo en horas de la mañana, por la tarde o en horas de “oficina”. No podemos seguir permitiendo que la salud de nuestra población se le haga esperar por una administración obsoleta de los recursos.

¿Cómo lo solucionaremos?

Eje #1: Mejorar la contratación de médicos especialistas y sub-especialistas

Eje #2: Plan de reingeniería inteligente

Con la eficiente contratación de especialistas y sub-especialistas, y la reingeniería en la administración de los recursos, se permitirá que las cirugías electivas se realicen 24/7 sin detrimento, y siempre priorizando las emergencias en sus quirófanos correspondientes. Para ello, debemos asignar adecuadamente los recursos humanos e insumos.

Con voluntad política y eficiencia podemos dar un salto de calidad histórico en los servicios de salud pública de El Salvador.

Contamos con los recursos financieros, pero debemos garantizar que se administren con honradez, transparencia y capacidad.

Mensaje al personal de salud: los necesitamos, su profesión es de vocación, pero su trabajo debe ser reconocido con dignidad para que lleven el sustento a sus familias.

REGRESAR